BROTHERHOOD, septiembre 2019

 

  Esta obra de Anahí Ribeiro es una especie de constelación familiar. Pasando por los recuerdos las culpas y todas esas cosas que suceden entre hermanos., el camino a la madurez en esas relaciones comienza cuando se desentrañan los hitos de la memoria que ya fueron interpretados y resignificados en la exégesis familiar. 

En la familia las respuestas, los saludos y los consejos, se parece tanto como las reacciones ante un estímulo, tienen un poco de prejuicio, un poco de cuidado, un poco de esperanza y otro de miedo.

Una obra que plantea las mismas cosas que suceden tantas veces,  pero con el ritmo y el color actual de las redes sociales, con una estética de Instagram puesta en las proyecciones y de wassap en los diálogos.  Anahí Ribeiro entonces arma la dramaturgia poniendo de manifiesto la poca movilidad  y presencia de la vida actual. Lo hace con diálogos  telefónicos, a través de las redes, e incluso  en una reunión pero con los personajes sentados en sillas,  en una fila la mayor parte de la obra.

Todo tan estático a nivel físico y en contrapartida se plantean varias historias  movilizantes que tienen que ver con la vejez de los padres y los rencores del pasado.

Cambian las formas de comunicación pero las relaciones fraternales mantienen sus tensiones.: Los secretos y los sucesos que todo el mundo vio pero que nadie interpretó de la misma manera. t las historias repetidas como una liturgia, como credos que se machacan una y otra vez para sostener la estructura que (y esto tiene gracia) se cree como el sostén del entramado.

Esta obra logra captar que aunque los niños sean testigos de sucesos sus interpretaciones suelen ser exageradas o erróneas y los recuerdos están teñidos de adaptación y miedos.. Las actuaciones son  buenas en general  y aunque el nivel de los actores no es parejo, la puesta y un trabajo cuidadoso de dirección logran el balance y  el  fluir de la dramaturgia . Espectacular trabajo de proyecciones y mapping. Nunca terminamos de entender hasta que nos ilumina el amor.

María Inés Senabre  

 

“Brotherhood” De Anahi Ribeiro.

 

image001  

 

*Desde el 4 de septiembre, todos los miércoles a las 21hs., en Nün Teatro Bar, Juan Ramirez de Velasco 419, C.A.B.A. – Argentina.

*Reservas: 4854-2107. Valor de la entrada $350. Link de reservas http://www.alternativateatral.com/obra67506-brotherhood. Instagram: @brotherhood.teatro

Buenos Aires, 2019

 

Sobre “Brotherhood”.

Brotherhood es un momento en la vida de siete hermanos, en el que los padres comienzan su etapa de deterioro. Los siete enfrentarán la pérdida desde los lugares que deciden ocupar, desde sus propios miedos, egos, inseguridades, y vivencias. En Brotherhood la enfermedad y la muerte detonan lo establecido, la estructura, los roles, los lazos; y pondrán a prueba la fortaleza de la trama familiar. Todo lo sabido, y aquello de lo que no se habla, explotará ante ellos dejándolos expuestos a la intemperie emocional. 

¿Qué queda de los lazos de hermandad cuando los padres ya no son el eje de la estructura familiar? ¿Qué queda, cuando llega la orfandad?

La obra, con dinamismo, ritmo, drama, humor negro, y explosión visual y musical, nos cuenta los avatares de la pérdida en lo cotidiano: ¿Quién se ocupa? ¿De qué? ¿De quién? ¿Quién va? ¿Quién visita? ¿Qué remedios les tocan? ¿Quién no atiende el teléfono? ¿Quién es el más cobarde? ¿Cuánta plata hay que poner? ¿Quién ama más? ¿Quién ama lo suficiente? Brotherhood interpela los vínculos de sangre, los expone, pone sobre la mesa las verdades personales más profundas, y nos cuenta siete visiones de los hechos, siente formas de ser hijo.

A veces, la sangre no tira; y por eso Brotherhood podría ser el retrato de cada uno de nosotros…

 

Web: anahiribeiro.blogspot.com

Ficha Técnica.

Elenco: Julia Funari, María Forni, Ingrid Mosches, Gerardo Scherman, Mariano Sacco, Carlos Marsero y Bárbara Majnemer.

Asistente de dirección: Demián Ledesma Becerra.

Producción Ejecutiva: Antonella Schiavoni.

Fotografía y Diseño de Iluminación: Akira Patiño.

Diseño 3D: Demián Ledesma Becerra

Diseño escenográfico: Demián Ledesma Becerra.

Diseño de mapping: Eugenia González Choque.

Diseño gráfico: María Forni. Duración: 75 minutos.

Dramaturgia y direcciónAnahi Ribeiro. AUTORA  Y DIRECTORA DE  NOMEOLVIDES EN LA NIEBLA Y   LA FRAGILDAD DEL CIELO